El Congreso (2013)

el

El Congreso

Título Original: The Congress – Director: Ari Folman
Intérpretes: Robin Wright, Harvey Keitel, Paul Giamatti, Danny Huston y Michael Stahl-David entre otros.
Nivel de Caspa: Caspa Seca – Género/ Subgénero: Realidad, ficción y animación

Argumento: La actriz Robin Wright tiene que tomar una importante decisión. Se le ha ofrecido la posibilidad de retirarse del mundo del cine con la firma de un último contrato. En él, se compromete a ceder sus derechos de imagen para que el estudio para el que trabaja pueda hacer lo que le venga en gana con ellos. La artista será escaneada en una máquina donde los responsables del proyecto, registrarán todas sus emociones para usarlas después en todo tipo de películas de los géneros más variados.

Una de las mejores películas que se han podido ver desde hace mucho tiempo. Una obra original como ninguna que mezcla hábilmente el cine de animación con el independiente. La crítica a la industria cinematográfica actual es brutal y no se salva absolutamente nada, ni nadie. Esta historia viene sazonada además, con unas excelentes interpretaciones, una puesta en escena impecable y una banda sonora realmente maravillosa, cuya música acompaña a la perfección todas las situaciones mostradas en ella.

Robin Wright se interpreta a sí misma en cierto modo y nos deja a todos boquiabiertos con este papel que incluso puede llegar a descolocar al espectador, si no conoce demasiado bien la filmografía o los entresijos de la actriz. Harvey Keitel y Danny Huston, agente y presidente de los estudios Miramount para los que trabaja la artista en el film respectivamente, son los causantes de la entrada de Robin a un universo alternativo en plan “¿Quién Engañó a Roger Rabbit?” donde nada es tan loco, perfecto o idílico como podría parecer a simple vista. Todo eso ocurre después de una serie de acontecimientos previos, claro está.

Sin embargo, la parte de carne y hueso de la trama tiene también mucha fuerza. Podemos ver el miedo a envejecer de una mujer, el terror a fracasar de una actriz en una edad ya madura y sobretodo, el temor a perder su identidad e incluso su alma. Y es que la industria del cine actual chupa y aspira todo lo que puede, desecha lo que no le sirve de nada y cada vez depende más de la tecnología para llegar a un público de masas. Un público bastante mal acostumbrado hay que decir. Un público capaz de tragarse cualquier cosa creyendo incluso que goza de cierto trasfondo, cuando no es así.

“El Congreso” es una película para abrir los ojos, podemos ver realmente el poco respeto que tiene la industria del cine con los actores, lo manipulables que pueden llegar a ser ciertos tipos de espectadores y las mierdas que nos llegamos a tragar en algunas ocasiones llegando incluso a ser benévolos con algunos títulos que no lo merecen. El film ha ganado varios premios como el de la crítica en el pasado “Festival de Sitges” o también a la mejor película animada en el “European Film Awards”. La historia que nos cuentan es una adaptación muy libre de la novela “The Futurological Congress” de Stanislaw Lem. Muy recomendable si se busca algo distinto.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s